Magufo

A veces la gente se queda pasmada o en shock al escuchar o leer por Internet la palabra “magufo” por primera vez. ¿Qué diantres significa eso? Intentaré explicarlo.

Se trata de un neologismo compuesto por la unión de la palabra “mago” y “ufo” (siglas en inglés de la palabra OVNI).

Se utiliza para denominar a los seguidores, promotores y comerciantes de fenómenos paranormales y pseudociencias varias tales como la ufología, la magia, la telepatía o medicinas alternativas.

No hace falta necesariamente creer en estas supercherías para ser un magufo. La palabra se aplica también a aquellas personas que hacen negocio con la pseudociencia aunque realmente no creen en ella, por el mero hecho de que existe un público magufo del que aprovecharse.

Magufo se utiliza de manera global, independientemente de la charlatanería a la que esté adscrita la persona. Pero también existen términos específicos para algunos tipos de magufos, como por ejemplo, “piramidiotas” (creyentes en teorías extravagantes y fantásticas acerca de la construcción de las pirámides de Egipto), o ufolocos (obsesionados por los OVNIs y la búsqueda de marcianos en la tierra).